martes, 16 de febrero de 2010

CHISMORREO

El astronauta considerará en ese futuro etéreo en el que el vive, que aquellos que criticaban a la telebasura, el símbolo de la decadencia de las sociedades tecnológicas, se olvidaron de que era la versión mediatizada de las viejas cotillas que tanto habían esclavizado la vida de provincias como había reflejado un siglo antes la novela realista. Entonces recibirá una invitación a formar parte de un nuevo círculo mediatizado de comadres y pensará que la naturaleza chismosa del hombre no conoce el paso del tiempo. Sólo se adapta a las diferentes formas de comunicación y convivencia.

5 comentarios:

carlos maiques dijo...

El astronauta observará, a lo mejor, la deriva conversacional, la subida del volumen y la inexistencia de argumentos. Es posible se pregunte qué no ha dejado de pasar, desde mucho antes de entrar en órbita.

Un saludo en secreto.

cgamez dijo...

El astronauta sabrá que no todo se repite, que las comunicaciones, la actitud de los humanos, cambian. Que no es lo mismo postular un modelo astronómico que enfrentarse a la autoridad para transformar el concepto de verdad y sus fuentes como hicieron los seguidores de Copérnico. Pero también sabrá que existe una esencia de este ser humano con el paso de los siglos, que cuando se pierda conllevará la creación de otro tipo de ser. Se hablará entonces del ser posthumano. Y también se fascinará por la capacidad de algunos de esos humanos para conectar contenidos y demostrar con ello el carácter flexible de la cultura humana, como un tal c. m. que habitó la blogosfera a principios del siglo XXI de la era cristiana.

Abrazo.

carlos maiques dijo...

Un paseante mira hacia arriba, y supone que un astronauta seguirá también por ahí, dando vueltas, a los guantes, a las ideas o a los cuerpos, orbitando.

Un saludo y hasta otra.

Javi Lopez dijo...

"como se había reflejado un siglo antes en la novela realista".

Yo pondría, "como había reflejado un siglo antes la novela realista". Le quita paja y hace más corta la primera frase, que es enorme.

Por lo demás, de lujo. Yo me siento astronauta sin casco-escafandra.

cgamez dijo...

Tiene usted razón señor López Menacho. Y también ojo para corregir ensayo (Domingo Ródenas estaría osgulloso).

Abrazo.